¿Es posible encontrar oro con un péndulo? Muchas personas aseguran que sí, mientras que otras muchas se mantienen escépticas ante esta idea.

Aunque en la actualidad se considera que este tipo de prácticas no son científicas es innegable que han sido utilizadas por el ser humano, y por diferentes culturas, durante cientos o miles de años...

¿Qué hay de cierto en esto?¿Puede cualquier persona usar un péndulo para buscar oro? ¿Realmente funciona?

La radiestesia, etimológicamente sensibilidad a las radiaciones, es la capacidad o habilidad de percibir el campo energético emitido por un objeto con la ayuda de varas, agujas o péndulos que actúan como amplificadores de esa señal, permitiéndonos así su detección.

Empleando la radiestesia podemos descubrir en el suelo o en cualquier otro lugar la presencia de agua, minerales o metales fundidos como oro, plata, etc. Incluso podemos también saber a qué profundidad se encuentran enterrados esos materiales u objetos.

A pesar de que se cree comunmente que solo unas pocas personas cuentan con este don o capacidad, la verdad es que la mayoría de las personas tenemos suficiente sensibilidad para manejar alguno de estos instrumentos. Sin embargo la falta de concentración, la falta de práctica o entrenamiento, la propia autosugestión y otros factores son generalmente los que contribuyen decisivamente a impedir el éxito de quien intenta por primera vez encontrar algún tesoro usando radiestesia.

Desde hace cientos, incluso miles, de años las varas de madera se han usado exitosamente para encontrar agua. Desde épocas más recientes tambien se han empleado varillas metálicas con excelentes resultados para encontrar agua y también otros elementos como metales. Y, por supuesto, también desde la antigüedad se han usado péndulos para localizar objetos perdidos o tesoros.

¿Como usar un péndulo para buscar oro?

Con un simple péndulo es posible detectar y encontrar una gran cantidad de objetos diversos. Sin embargo si lo que deseamos es utilizar el péndulo para buscar metales, como oro, la mejor opción es usar un tipo de péndulo diferente. Se trata de un péndulo que nos permitirá sintonizarlo con las radiaciones emitidas por el cuerpo que buscamos (en este caso el oro, también podría usarse con plata u otros metales siguiendo el mismo procedimiento).

Esta clase de péndulos se usan con un testigo (es decir algo del mismo material que estamos buscando). Puedes usar un péndulo comprado o hecho por tí, eso no es algo muy importante. La única característica necesaria de esta clase de péndulos es que pueda abrirse para meter dentro del mismo el testigo que utilizaremos (por ejemplo un anillo de oro, una moneda o un pendiente).

Péndulo para buscar ORO

Es importante que la pieza de oro empleada como testigo sea de la mayor pureza posible (lo ideal sería oro de 24 quilates).

¿Cómo funciona el péndulo?

Lo primero que debemos hacer son los ajustes necesarios para calibrar el péndulo. Para esto simplemente ábrelo y coloca el testigo en su interior (algo de oro). Ahora el péndulo está preparado para buscar oro, pero aún deberás hacer una serie de pruebas hasta que esté perfectamente calibrado.

Es importante encontrarse en calma y absoluta tranquilidad, relajado/a y habiendo descansado bien previamente. Nunca se deberá de hacer el ajuste  del péndulo estando nervioso, cansado o en estado de ebriedad ya que esto afectaría sin duda de forma negativa.

Para empezar a calibrar el péndulo y ajustarlo para buscar oro necesitaremos un pequeño tesoro que sirva como objetivo de la prueba. Al igual que para el testigo servirá cualquier pieza de oro de buen quilataje. Colocaremos el tesoro sobre el suelo directamente para empezar el proceso.

Es importante usar un lugar libre de otros objetos metálicos que puedan crear interferencias. También es fundamental hacer esto directamente a la altura del suelo, nunca en una planta superior, por motivos obvios.

Para empezar a realizar el calibrado del péndulo nos colocaremos sobre el tesoro (de pie o sentado en una silla de madera), sosteniendo el péndulo con los dedos indice y pulgar. Sujetaremos el hilo del que cuelga el péndulo a unos cinco centímetros por encima del mismo y lo colocaremos a unos cinco centímetros sobre el tesoro. Debemos permanecer en esa posición unos 6-8 minutos hasta que el péndulo empiece a girar en el sentido de las agujas del reloj, es decir hacia la derecha.

Si nada ocurre entonces hay que alargar medio centímetro más de hilo y repetir la prueba hasta obtener el resultado buscado. Una vez que el péndulo comience a girar hacia la derecha es necesario que complete al menos once giros. Si no es así habrá que soltar de nuevo un poco de hilo y repetir la operación.

Cuando el péndulo complete los once giros por sí mismo, sin nuestra ayuda, marcaremos en el hilo el lugar exacto por donde deberemos sujetarlo para salir a buscar oro. Con cada persona el péndulo puede variar en el ajuste, ya que en algunos casos logran ajustarlo a los 15 o 20 centímetros de longitud del hilo de suspensión. Debido a que las respuestas varían no se pueden dar reglas fijas pues depende de la sensibilidad del operador.

Con este simple proceso la primera parte del calibrado del péndulo está completa, pero aún quedan algunas pruebas por hacer antes de estar completamente preparado para salir a buscar oro con él.

Primeras pruebas con el péndulo para buscar oro:

Con el péndulo ya ajustado siguiendo lo explicado hasta aquí, coloca el tesoro que empleas como objetivo en otros lugares diferentes (en el jardin de tu casa, por ejemplo) a unos metros de distancia y observa como reacciona ahora el péndulo. A diferencia de los movimientos giratorios que realizaba al estar sobre el tesoro, ahora se moverá en vaivén, de forma lineal, en la dirección del objeto. Al avanzar en dirección al tesoro los movimientos serán más intensos, mientras que si por el contrario nos alejamos del mismo serán más suaves y se irán atenuando.

Siguiendo estas simples reglas haz todas las pruebas necesarias hasta que domines el péndulo y comprendas sus reacciones a la perfección. Una vez hecho esto vuelve a verificar cual es la altura del hilo de suspensión en la que obtienes tus mejores resultados y realiza la marca correspondiente para usarlo en el futuro.

¿A qué distancia y profundidad funcionará el péndulo para buscar oro?

Usando un péndulo con un testigo como se acaba de explicar se pueden detectar objetos de oro a una distancia aproximada de unos 100 metros y a una profundidad también aproximada de 25 metros, aunque hay dos factores que influyen notablemente sobre esta aproximación:

La sensibilidad del buscador que puede variar considerablemente de una persona a otra

El tamaño del objeto pues cuanto más lejos o profundo se encuentre más difícil será detectarlo y por consecuencia tendría que ser mayor su tamaño para que así sea.

¿Cómo calcular la profundidad a la que un tesoro se halla enterrado?

Al usar el péndulo cuando notes que empieza a moverse en dirección a un objeto observa exactamente el punto en que el movimiento se vuelve más intenso, justo antes de empezar a moverse en círculos. Realiza una marca en el terreno y continúa caminando en dirección al tesoro. Pasa sobre el mismo y continúa caminando en línea recta hasta que notes que los movimientos giratorios se debilitan y se empiezan a volver lineales. Haz otra marca en el terreno en ese punto y traza una línea recta imaginaria uniendo esta marca con la primera que habías hecho. La distancia a la que el tesoro se encuentra enterrado es aproximadamente la mitad de la distancia entre ambas marcas.

Aunque esta técnica no es adecuada para calcular con exactitud la profundidad de un tesoro sí es una buena forma para hacerse una idea aproximada de cuanto habrá que cavar y si vale la pena o no. Ten en cuenta que cuando consigas detectar algo que en teoría se encuentra a bastante profundidad es posible que se trate de un objeto grande.

Compartir este artículo

Comentarios están desactivados.